El “dólar electoral” superó los $ 61 y en la Bolsa ya vale $ 79

El “contado con liqui” dio otro salto. El Banco Central vendió 300 millones de reservas para evitar que el precio subiera.

No sólo lo niega sino que el Gobierno lo rechaza, pero la idea de un ajuste del control de capitales se acrecentó ayer con fuerza en el mercado financiero porteño y el dólar volvió a subir a pesar de las ventas por 300 millones que hizo el Banco Central, con todas las miradas en lo que pasará el lunes 28 de acuerdo al resultado electoral más probable.  

Inversores financieros, ahorristas de alto poder de compra y empresas llegaron a pagar ayer más de 79 pesos por dólar en la Bolsa de Comercio, vía operaciones de compra y venta de bonos, para sacar capitales al exterior. El mercado mayorista de divisas experimentó un salto en el día del 20% en el volumen negociado, alcanzando los 603 millones de dólares, el mayor del mes. 

Gustavo Quintana, de PR Corredores de Cambio, señaló que la “intensa actividad” del Banco Central con ventas en el segmento de contado y en los plazos más cortos de los mercados de futuros acotó la corrección del tipo de cambio, que finalmente subió sólo catorce centavos en el mayorista y cerró en los 58,65 pesos. 

Según el promedio bancario, la cotización del dólar subió 34 centavos hasta los 61,33 pesos para la venta. Las ventanillas del Banco Nación sostuvieron al billete en los 60,75 pesos para la venta, veinticinco centavos por encima del cierre previo. Santander y Macro lo ubicaron en 62 pesos y Piano,  en Buenos Aires, en 62,40. 

El dólar financiero vuela 

En ese contexto de ida y vuelta electoral, el analista de mercado y trader, Daniel Osinaga, analizó que “no hay razón para no seguir pagando” lo que vale el “contado con liquidación”, que ayer subió 5,4% (el mayor salto del mes) y alcanzó los 78,72 pesos (pero llegó a estar en 79,17 pesos). “Hasta el viernes esto va a empeorar”, dijo. 

Osinaga ve cada vez “más pánico y más búsqueda de cobertura” entre los inversores y evalúa que el lunes “será otro cantar”, porque las cartas de la política estarán sobre la mesa y el mercado sabrá ya dónde poner la lupa, lo que dará algunas certezas. Cada inversor u operador tomará su decisión, pero nada indica que será a favor de los activos del país. 

En diálogo con Los Andes, el gerente general de un banco privado con más de 60 sucursales en el país se mostró un poco más optimista. Sostuvo que “no hay tanto temor a lo que vaya a hacer Fernández, porque ya lo anticipó y el mercado lo descontó después de las PASO”.

Lo que está generando pánico, según esta fuente, es no saber cuál será la sobrerreacción final de quienes mueven las variables ante la idea de que Cristina Fernández de Kirchner estará nuevamente en una posición de poder.

Para Osinaga, el mercado no está observando que haya posibilidad de un balotaje y eso es lo que motiva que el dólar vuele así en la Bolsa. Esto, según dijo, podría generar un “gran overshooting” el lunes. Es decir, una sobre reacción que hará variar al menos temporalmente los tipos de cambio, ante lo que será por ejemplo una certeza: el cambio de la política monetaria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.