El Justicialismo recordó la “Lealtad” con sus dirigentes divididos

Los “federales” en Tucumán, las autoridades partidarias en Corrientes y el kirchnerismo en el conurbano, así celebraron el 17 de octubre.

Parte importante del “peronismo federal”, con algunas presencias imprevistas, en Tucumán. Las autoridades oficiales del PJ, en Corrientes. Y en el Merlo del conurbano, el poderoso peronismo bonaerense, con la presencia del kirchnerismo. Así, disperso geográfica como políticamente, el peronismo recordó ayer su Día de la Lealtad, a casi un año de la elección en la que sueña con volver al poder.

Si la dispersión fue el dato central de la jornada, también lo fue, con sus diversos matices, el mensaje común de sus dirigentes en los distintos actos: el llamado a la unidad y las críticas a la política económica de tres años de gobierno de Cambiemos.

Con todo, el acto del “peronismo federal” resultó el más relevante. La convocatoria que organizó el gobernador de Tucumán, Juan Manzur, reunió a una multitud en el hipódromo de la capital provincial y dejó una foto con dos ex candidatos presidenciales en el escenario: Daniel Scioli, que marcó así una toma de distancia del kirchnerismo, y Sergio Massa, acompañado de sus principal espada legislativa, la diputada Graciela Camaño, con el apoyo de la CGT y las 62 Organizaciones Peronistas; además de referentes provinciales como el presidente del PJ Jujuy, Rubén Rivarola.

También estuvo el jefe del peronismo federal en el Senado, Miguel Pichetto, pero en cambio no lo hicieron los otros dos de la foto de “la alternativa”, los gobernadores Juan Schiaretti y Juan Urtubey, que prefirieron encabezar sus propios actos en sus provincias.

Además, casi toda la cúpula de la CGT dijo presente, incluidos Héctor Daer, Carlos Acuña y su “protector”, Luis Barrionuevo, empeñado en unificar al peronismo antikirchnerista desde uno de los sellos de las 62 Organizaciones.

“La prioridad es la unidad, no sea cosa que de vuelta, por diferencias (entre los peronistas) nos ganen por el 1%”, dijo Daer en su discurso. Después, la diputada Camaño, tras calificar al presidente Mauricio Macri de “liberal con libro de autoayuda” y de apuntar contra la política económica (“a la mierda los prolijitos, nos están llevando a la ruina e hipotecando el país”), instó a la unidad: “Pongamos todos los melones en el carro que andando se acomodan solos”.

Manzur hizo a su vez un llamado a la “unidad” de cara a 2019 a pesar de los “matices”. “Les pido a todos los compañeros sin excepción: el peronismo en el ‘19 tiene y debe ir unido. Nunca las diferencias pueden ser mayores que las que tenemos con este gobierno”, convocó. También aprovechó la vidriera nacional para ratificar que va por la reelección en su provincia en 2019, junto a Osvaldo Jaldo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.