El plantel de Boca regresó al país tras los incidentes

La delegación llegó alrededor de las 18.30 al aeropuerto de Ezeiza, después de la escandalosa noche que debió atravesar luego de ser eliminado del certamen ante Atlético Mineiro.

La delegación de Boca Juniors llegó alrededor de las 18.30 de este miércoles al aeropuerto de Ezeiza, después de la escandalosa noche que debió atravesar tras ser eliminado de la Copa Libertadores ante Atlético Mineiro. Sus integrantes serán hisopados antes de decidir su destino.

Es que de lo que surja respecto de si los futbolistas rompieron o no la burbuja sanitaria en Brasil dependerá si estos pueden regresar a sus domicilios o tendrán que aislarse durante una semana en su habitual lugar de concentración, que es el hotel Intercontinental.

Si ocurre esto último, no podrán actuar el fin de semana ante Banfield por la segunda fecha del campeonato de la Liga Profesional de Fútbol (LPF). 

Entonces, a Boca le quedarían disponibles solamente 11 profesionales, de los que dos de ellos están lesionados (Eduardo Salvio y Agustín Almendra), mientras que el colombiano Frank Fabra está cursando un período de aislamiento tras retornar de su país luego del fallecimiento de su padre.

De los otros ocho, solamente jugaron en primera división los juveniles Nahuel Valentini y Valentín Barco, además del colombiano Edwin Cardona, que se tendría que reincorporar este jueves a los entrenamientos luego de siete días de aislamiento desde que regresó de su país luego de jugar la Copa América.

Boca quiere pedir la postergación del encuentro con Banfield pero la AFA no lo autoriza, porque por reglamento los partidos no se suspenden por el coronavirus, y aunque la decisión del Ministerio de Salud sea la de aislar al plantel que viajó a Brasil por siete días, el club tendría que presentar equipo ante el «Taladro».

Justamente Banfield fue uno de los principales afectados por esta situación en el torneo pasado de la Copa de la Liga Profesional, cuando por 16 casos de coronavirus en su plantel debió afrontar un partido ante Rosario Central con solamente siete profesionales, lo que le terminó costando la clasificación a la ronda final del certamen.

El escándalo en Brasil se generó por el malestar de los jugadores de Boca por un gol anulado por offside al lateral Marcelo Weigandt a instancias del VAR que le hubiera dado al equipo la victoria y el pase a cuartos de final.

Con el partido empatado sobrevino la definición por penales que ganaron los brasileños y en los vestuarios el caos con agresiones cruzadas entre el presidente del Mineiro, Sergio Coelho, algunos jugadores y dos integrantes del Consejo de Fútbol, Jorge Bermúdez y Raúl Cascini.

Luego de una gresca generalizada con efectivos de seguridad, la policía brasileña imputó a los jugadores Sebastián Villa, Carlos Zambrano, Javier García, Carlos Izquierdoz, Marcos Rojo, al entrenador de arqueros Fernando Gayoso, al ayudante de campo Leandro Somoza y a Cascini.

Ese comienzo de los disturbios se produjo cuando los futbolistas fueron a los pasillos del vestuario a reclamarle al árbitro uruguayo, Esteban Ostojich, quien a instancias del VAR anuló el gol de Weingandt, y luego la Policía empezó a lanzar gases hacia la zona del ingreso del vestuario visitante.

En las imágenes televisivas, también se ve cómo el presidente del Mineiro, Sergio Coelho, lanza una botella de agua a los jugadores de Boca que estaban del otro lado del vestuario en el medio de un caos general.

La situación motivó la intervención del embajador argentino en Brasil, Daniel Scioli, quien se ocupó de asistir al plantel de Boca ante la posibilidad de que varios fueran detenidos.

Boca quedó eliminado en Brasil, luego de haber sido perjudicado en ambos partidos de la serie, ya que en la ida, que finalizó cero a cero, también a instancias del VAR se había anulado un gol lícito del mediocampista Diego «Pulpo» González.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.