Incertibumbre, De vido suma apoyo de ex aliados y complica los votos para echarlo de la Cámara de Diputados

El martes se firmará el dictamen para impulsar la destitución del ex ministro K. El miércoles sería la sesión y se necesitan dos tercios de los votos para echarlo.

La alianza oficialista Cambiemos busca emitir dictamen mañana en la Comisión de Asuntos Constitucionales de la Cámara de Diputados para poder votar la expulsión del legislador y ex ministro de Planificación Julio De Vido en una sesión especial el miércoles.

El oficialismo hace números junto a fuerzas aliadas después de la reunión del miércoles último, en la que sumó el apoyo del Frente Renovador (FR) pero no logró acordar posiciones en torno a la metodología de apartamiento del ex ministro kirchnerista.

Por eso, el presidente de la comisión, el oficialista Pablo Tonelli, propuso un cuarto intermedio hasta mañana para seguir las negociaciones y otorgar a De Vido la posibilidad de hacer un descargo, aunque el legislador del Frente para la Victoria ya aclaró que no asistirá y que no expresará más que los conceptos vertidos en el documento enviado al cuerpo.

“En comisión no tenemos problemas, los votos nos sobran, aunque en la sesión especial es más difícil porque no hay una base sobre la cual podamos hacer un cálculo”, expresaron desde el interbloque Cambiemos.

Si el oficialismo logra dictamen de mayoría el martes, para la sesión especial del día siguiente necesitará dos tercios de los votos de los diputados presentes, lo que genera dudas en los operadores oficialistas respecto a la voluntad de los espacios aliados de ocupar sus bancas.

“Dicen que se van a sentar todos, pero no hay antecedentes”, recuerdan, en referencia a que “cuando se votó el allanamiento a De Vido, muchos se ausentaron”.

Por eso, advierten que si el FpV decidiera ubicar a todos sus legisladores en sus bancas -en total son 70-, el oficialismo necesitará dos veces esos votos.

Los apoyos

Cambiemos no duda del apoyo del massismo, Progresistas, el Bloque Justicialista (BJ) y otras fuerzas provinciales, pese a que persistían las diferencias en torno a la figura invocada para expulsar a De Vido.

Además, en el macrismo ratifican la estrategia de invocar la figura de “inhabilidad moral” prevista en el artículo 66 de la Constitución, aún bajo la certeza de que De Vido podría “judicializar” el trámite.

Desde el massismo, en tanto, señalaron que la bancada acompañará la expulsión pero pidieron “tratar el tema con mucho cuidado porque De Vido fue elegido por el voto popular”.

Además, en el FR coincidieron con Cambiemos en que “no se sabe qué pasará” en el recinto en la sesión prevista para el miércoles, lo que agrega una cuota mayor de incertidumbre.

Tonelli ya envió la citación para la reunión de comisión mañana, a las 12, en la sala de reuniones del Anexo C, en un encuentro en el que Cambiemos unificará los distintos proyectos contra De Vido en torno a la iniciativa presentada por Elisa Carrió.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.