Los comercios denuncian a las tarjetas de crédito y piden que rebajen aranceles

Quieren reducir el costo de las comisiones, así como la posición dominante. Presentación en Defensa de la Competencia.

Comercios adheridos a la Cámara Argentina de Comercio y Servicios (CAC) presentó ante la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia, una denuncia sobre “los altos costos del sistema de tarjetas de crédito y débito”.

La medida fue tomada por los comerciantes tras una reunión que mantuvieron el 25 de julio pasado con el ministro de la Producción, Francisco Cabrera, en la que el sector presentó un informe de la situación argentina y su comparación internacional.

Según la CAC, existen tres cuestiones que distorsionan las ventas que se realizan a través de los plásticos.

Una, es la alta comisión (3%) que paga el comerciante a la tarjeta por cada operación. Por eso, la CAC pidió que se bajara el tope máximo de aranceles para tarjetas de crédito, acorde con los que se pagan en otros países del mundo. Explican que, en Perú, por ejemplo se cobra el 1,5% y en Brasil, el 1,3%. También, los comerciantes piden que se elimine el arancel para operaciones con débito.

La segunda cuestión es la “adquirencia”, es decir el costo del contrato que el comercio sella con la empresa emisora de las tarjetas. En este caso, los comercios piden que baje el costo de los aranceles.

La tercera cuestión, es el costo de financiamiento para las operaciones en cuotas.

Los dirigentes de la CAC , fueron recibidos por Esteban Greco, presidente de la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia. Y entre otras cosas, aludieron a  la posición dominante existente en el sistema de plásticos (por Visa) y sus consecuencias para el usuario y los comercios.

Según Víctor Dosoretz, directivo de la CAC, “Defensa de la Competencia se mostró interesada en nuestra opinión como principales actores. Sabemos que están trabajando con el Banco Central que es quien regula las cuestiones bancarias”, dijo.

Según el directivo, en tanto la operación con el plástico resulte menos costosa para el comercio, se van a abaratar los productos”, opinó.

El reclamo de los comerciantes no es nuevo pero recrudece cíclicamente por la masificación del uso de los plásticos. Los aranceles que los comercios pagan a las tarjetas fueron fijados por ley en 1999. Sin embargo, argumentan que las entidades cobran el máximo de esos aranceles permitidos por la ley. Y que incluso superan esos montos. “La comisión del 3% que pagan los comercios, se eleva al 3,63% si se incluye el IVA y a más del 4,5% cuando impactan otros impuestos internos”, explicó Dosoretz.

Esta presentación de los comerciantes ante Defensa de la Competencia se da en un marco de retracción de las ventas por la inflación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.