Murió devorado por un león que cuidaba en el patio de su casa

Ocurrió en República Checa. El hombre, de 33 años, no contaba con ningún permiso para tener a los animales salvajes. La policía debió abatir al animal.

La pasión por los leones de Michal Prasek terminó por costarle la vida. El hombre fue encontrado muerto en su casa de la localidad de Zdechov, en República Checa, tras haber sido atacado por uno de los felinos que mantenía encerrados en una jaula en su jardín.

Según las informaciones recogidas por los medios locales, durante la intervención, la policía abatió a los dos animales, un león y una leona que Prasek, de 33 años, trajo a su casa desde Eslovaquia en 2016 sin contar con los permisos necesarios.

El caso ya había generado problemas con sus vecinos. En 2018, un ciclista chocó con la leona cuando Prasek la sacó a pasear por Zdechov atada con una correa.

El alcalde de Zdechov, Tomas Kocourek, declaró que «se ha pasado de la comedia al drama«. «No me sorprende lo que ha pasado, pese a que no quería que ocurriera nada malo». Dijo Lidovky.


«Su presencia y el cuidado no autorizado (de los leones) era un problema Hemos tenido problemas en Zdechov desde agosto de 2016. Hemos peleado con él para intentar resolver la situación de alguna forma», lamentó. «Él (Prasek) fue a buscar la tragedia», concluyó el intendente.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.