Un paro de trenes afectó a más de 500 mil pasajeros: el Gobierno dictó la conciliación minutos antes de que termine la medida

La decisión del Ministerio de Producción y Trabajo se dio en medio de la sorpresiva huelga que comenzó a las 4 de la mañana y se extendió hasta las 9

El Ministerio de Producción y Trabajo dictó la conciliación obligatoria en el conflicto por los ferrocarriles y a pocos minutos de que terminara el sorpresivo paro que llevaron adelante desde esta madrugada los principales gremios ferroviarios.

Según confirmaron, “la medida tiene validez a partir de las 0 horas de hoy y por un plazo de 15 días, para el conflicto existente entre los trabajadores representados por el sindicato La Fraternidad, la Unión Ferroviaria, la Asociación del Personal de Dirección de los Ferrocarriles Argentinos y la Asociación Señaleros Ferroviarios Argentinos; y la empresa Operadora Ferroviaria Sociedad del Estado”.

Asimismo, adelantaron que la Secretaria de Trabajo fiscalizará el cumplimiento de la disposición y convocará a las partes para llevar adelante “la negociación paritaria en un marco de diálogo”. La resolución del gobierno no influyó prácticamente en el paro y las asambleas que llevaron adelante los trabajadores se desarrollaron con total normalidad.

La medida de fuerza, anunciada poco antes de la medianoche de ayer, comenzó a las 4 y tomó por sorpresa a los miles de usuarios que habitualmente usan los trenes de la Ciudad y provincia de Buenos Aires. Se calcula que el paro afectó a más de medio millón de pasajeros. El malestar de los usuarios que tuvieron que buscar medios alternativos para ir a trabajar y estudiar, se hizo notar tanto en redes sociales como en distintos medios televisivos.

Omar Maturano, secretario general de La Fraternidad, intentó justificar el paro intempestivo. Dijo que están reclamando por un aumento salarial y denunció que hace 6 meses que a los trabajadores del sector no les abonan un 20% correspondiente al último acuerdo paritario. “No nos ofrecen nada, nos ofrecen aumento para fines de diciembre cuando ellos no estén y dejarle esto al Gobierno que viene».


“Sabemos que con la medida estamos perjudicando a nuestros propios compañeros, que son los trabajadores, es una pelea de pobres contra pobres”, pero aclaró Maturano: “Nos pidieron que esperemos a las PASO, después nos pidieron que esperemos a las elecciones, y ayer nos dijeron que no había solución”. “Hace 6 meses que reclamamos paritarias y que se nos reconozca la inflación de 2019”, profundizó.

El paro perjudicó a los 500.000 usuarios que se mueven en los ferrocarriles del área metropolitana (Mitre, San Martín, Sarmiento, Roca, Belgrano Sur y Tren de la Costa), regionales y de larga distancia. Una vez que se anunció la conciliación y llegó el final de la medida de fuerza, las puertas de las estaciones de Constitución y Retiro fueron abiertas al público, aunque los servicios tardaron en normalizarse debido a la importante cantidad de gente que esperaba en la entrada para poder ingresar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.